SALUD

NUEVO DESCUBRIMIENTO
Descubren un nuevo par de glándulas salivales en el cuerpo humano

Fecha Publicación: 22/10/2020  12:46 


Dónde están situadas y cuál es la importancia del hallazgo


Fue casualmente mientras científicos evaluaban pacientes con cáncer de próstata con un tipo de “escáner” corporal de avanzada tecnología. Dónde están situadas y cuál es la importancia del hallazgo

Cuando se creía que ya se sabía todo del cuerpo humano y su funcionamiento, científicos de los Países Bajos dieron con un nuevo par de glándulas salivales de las que no se sabía de su existencia.

“Escondidas dentro de la cabeza humana” hallaron “una entidad desconocida”, oculta para los investigadores durante siglos. Fue identificada por accidente al examinar a unos pacientes con cáncer de próstata con un tipo de escáner avanzado llamado PSMA PET/CT.

Según publicaron los investigadores en la revista científica Radiotherapy and Oncology, “se sospechó la presencia de ubicaciones de glándulas salivales macroscópicas bilaterales previamente inadvertidas en la nasofaringe humana después de la visualización mediante tomografía por emisión de positrones / tomografía computarizada con ligandos de antígeno de membrana específicos de la próstata”. “Nuestro objetivo fue dilucidar las características de esta entidad desconocida y sus posibles implicaciones clínicas para la radioterapia”, agregaron.

Esta herramienta de diagnóstico por imágenes, cuando se combina con inyecciones de glucosa radioactiva, destaca los tumores en el cuerpo. Pero, en este caso, sin embargo, mostró algo totalmente distinto, anidado en la parte posterior de la nasofaringe.


“Hasta donde sabemos, esta estructura no encaja con las descripciones anatómicas conocidas hasta ahora”, explicaron los investigadores en su trabajo.

Wouter Vogel es radiooncólogo del Instituto Holandés del Cáncer y explicó que si bien “las personas tienen tres conjuntos de glándulas salivales grandes, no están ahí”. “Hasta donde sabíamos, las únicas glándulas salivales o mucosas en la nasofaringe son microscópicamente pequeñas. Así que, imaginen nuestra sorpresa cuando encontramos esto”, aseguró.


El nuevo descubrimiento muestra lo que parece ser un par de glándulas previamente pasadas por alto, situadas detrás de la nariz y por encima del paladar, cerca del centro de la cabeza humana (Radiotherapy and Oncology)
Las glándulas salivales son las que producen la saliva esencial para el funcionamiento del sistema digestivo, con el grueso del fluido producido por las tres glándulas salivales principales, conocidas como glándulas parótidas, submandibulares y sublinguales.

También hay aproximadamente mil glándulas salivales menores, situadas en toda la cavidad oral y el tracto aerodigestivo, pero por lo general son demasiado pequeñas para ser vistas sin un microscopio.

Ahora, el nuevo descubrimiento realizado por el equipo de Vogel es mucho más grande, y muestra lo que parece ser un par de glándulas previamente pasadas por alto, situadas detrás de la nariz y por encima del paladar, cerca del centro de la cabeza humana.

“Las dos nuevas áreas que se iluminaron resultaron tener también otras características de las glándulas salivales”, apuntó en tanto el primer autor del estudio, el cirujano oral Matthijs Valstar de la Universidad de Amsterdam (Holanda) a Science Alert. “Las llamamos glándulas tubáricas, refiriéndonos a su ubicación anatómica, por encima del torus tubarius”, precisó el investigador.


El hallazgo podría tener relevancia clínica en oncología, porque se sabe que la radioterapia de dosis alta durante el tratamiento del cáncer de cabeza y cuello o metástasis cerebral causa daño (Shutterstock)
Estas glándulas tubáricas se vieron en los escaneos PET/TC de PSMA de los 100 pacientes examinados en el estudio y las investigaciones físicas de dos cadáveres también mostraron la misteriosa estructura bilateral, revelando aberturas de conductos de drenaje macroscópicamente visibles hacia la pared nasofaríngea.

“Esto podría tener relevancia clínica en oncología, porque se sabe que la radioterapia de haz externo (RT) de dosis alta en las glándulas salivales durante el tratamiento del cáncer de cabeza y cuello o metástasis cerebral causa daño -detallaron los expetos-. Esto puede resultar en una pérdida de función con xerostomía y disfagia. Los pacientes afectados experimentan alteraciones en la ingesta de alimentos, la digestión, problemas del habla y un mayor riesgo de caries e infecciones bucales, con un impacto significativo en su calidad de vida. Por lo tanto, las glándulas salivales principales se consideran órganos en riesgo y deben ser preservados cuando sea posible. Sin embargo, dado que no se conocen estructuras glandulares macroscópicas localizadas en la parte posterior de la nasofaringe, esta área no se incluye en los modelos de predicción de toxicidad utilizados actualmente, ni se salva en la RT”.

  22 de octubre de 2020.(TiempoPyme)

Busqueda

Texto a buscar:



ir a Archivo [+]

Más Información

Link

- Acceso a link's de Interes.

REVISTAS ONLINE BANNER


Seguinos en twitter


tiempopyme.com
E-mail:tiempopyme@tiempopyme.com.ar
Capital Federal - Buenos Aires
Argentina

NAVEGACION

REDES SOCIALES

Copyright ©2020 todos los derechos reservados Diseño Web Grandi y Asociados Diseño sitios WEB Grandi y Asociados